Anticipando el fin del mundo con el fin de la humanidad deshumanizada

Y mientras el mundo se desangra por desamor, revanchas, venganzas, con muertes de inocentes y otros culpables… mientras el dolor no parece tener fin…

Estamos los cibernautas riéndonos de los memes, oyendo música gratis, externando sentimientos a veces insensibles e ideas lunáticas.

Y mientras lees esto otros niños están muriendo, y la muerte se afinca en los corazones infantes. Y siguen los migrantes deshidratados de ilusión, muertos de esperanza, atados a la libertad de un sueño convirtiéndose en pesadilla americana.

Mientras unos duermen otros velan, unos construyen y otros destruyen. Unos dicen paz y otros guerra. Estamos atentando contra la vida misma.

Los ecologistas quieren que haya mundo para los hijos. Pero los hijos quizá no se interesen por el bien de los otros. Quizá quede algo de plantea, pero qué decir de los que lo habitan y destruyen. Procuremos dejar  buenos hijos para el planeta.

Los laicistas enfrentados con la Iglesia, con un anticlericalismo inicuo, promueven la educación laica,  y eso está bien. Pero, desde hace muchos años la Iglesia y Dios dejaron de ser el problema de la modernidad. Es el hombre quien mata al hombre, no Dios. Si acaso queda fe a la hora del fin, ¡Que Dios tenga misericordia de los hombres muertos sin amor!

Los ricos y los guerreristas se pelean como bestias rapaces los restos de la humanidad muerta. La tierra estéril de radiación, de desamor. Atascada de sangre inocente está la tierra muerta. Pero un día germinará. La semilla de los enterrados con dolor y desaliento brotará. Demandará la justicia que nunca llegó y demostrará que ese camino torcido de la guerra nunca trajo la paz.

Católicos y protestantes se disputan el “más auténtico cristianismo” y ambos son derrotados por las fuerzas del mal, el desamor, la indiferencia. Si pelearan menos y amaran más, si tan solo pusieran por obra tanto saber de Biblia que tienen. Si tan solo fueran más como Jesús y menos como Caín.

Los periodistas que avizoraban Crisis en Libia, Crisis en Siria, Crisis en Venezuela, Crisis en Irak, Crisis en Egipto… No se han dado cuenta de la mortandad que hay en Gaza. Cuando El Gadafi había mandado a reprimir y habían muerto civiles no había pasado una semana y ya los aviones franceses y norteamericanos habían atacado al ejercito libio. (Claro, defendiendo a los civiles). Hemos dicho que Libia no es Siria, mucho menos se parece a Israel.

Los que fueron anunciando la invasión a Irak (online, Live) porque ayudaba a terroristas y tenía armas de destrucción masiva, no se han animado a ayudar a los niños inocentes de la franja de Gaza. No encontraron armas, mataron al dictador. Los niños están muertos, y nosotros frente al televisor. ¿Periodistas libertadores? No ven, no oyen, no hablan. ¿Cómplices?

Hacemos noticias de la vida privada de los artistas. Que si tiene vellos, que si se afeita, que si se casa, que si tiene nuevo novio. Y los seguimos. Y los niños muriendo, nosotros riendo. Estupidez de la moda. La farándula. Se acabó el mundial y no se aceptan más distractores.

Los que reclaman derechos y no pasan hambre, ni frío, ni sol. Los que reclamaban papel para limpiarse el culo. Los que se tomaron calles porque les desagrada Maduro. Los que se quejan de Ortega, de Castro, de Morales, de Correa, de Rousseff, de Fernández, los demócratas, los republicanos: HAGAN ALGO POR LOS NIÑOS.

Quejas de los ricos, estupideces de la modernidad. Silencio de los ilustrados, complicidad ideológica. Defensores de los derechos humanos, que se preocupan por los derechos de los asesinos, de sus derechos humanos: PREOCÚPENSE DE LOS DERECHOS DE LOS INOCENTES. LAS VÍCTIMAS PRIMERO.

Si nos queda algo de mundo y un poco de corazón, si aún hay algo de conciencia en esa dura cabeza, recuerda: Siempre se puede estar peor. Tú reclamas por tus derechos y tu bienestar, está bien: pero SIEMPRE HAY ALGUIEN QUE LA ESTÁ PASANDO PEOR.

Solidarízate, no seas egoísta. La hipocresía y la doble moral nos tienen de rodillas. Los que sufren el horror de las pandillas, los que entierran a sus hijos víctimas de las balas del mal, los que no tienen agua, ni comida, ni abrigo, ni techo, ni paz. Ellos son los que esperan que tú puedas compartir tu pan y aliviar sus penas.

Mientras defendamos tontos egoísmos habrá gente que muere sin razón. Sé solidario, da de tu amor, de tu pan. Comparte, grita, sueña, lucha, transforma.

Y algunos creen que Dios va a venir a destruir el mundo. Pero si no estamos dejando mundo. ¿Qué otro daño podría hacer Dios, si el hombre está sobrepasando los límites del dolor, del desamor y la inhumanidad? El hombre destruye al hombre, el hombre destruye al mundo. Si no haces algo, serás cómplice.

A mí no me preocupa el fin del mundo, me preocupa que el hombre le pone fin a la Vida. El hombre está destruyendo al hombre, al mundo y con ellos a Dios.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Noticias y política, Reflexiones y etiquetada , , , , , , , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Una respuesta a Anticipando el fin del mundo con el fin de la humanidad deshumanizada

  1. Reblogueó esto en ¿Quién soy yo?y comentado:

    Casi tres años han pasado, las problemáticas no han cambiado.
    Un mundo para los niños,
    y niños para que haya mundo.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s