¿Qué es la post-modernidad?

Desde hace algunos años el término posmoderno viene rondando nuestros ambientes. Se usa para designar una postura frente a la vida. No necesariamente es lo que sigue a la época moderna, sino que viene a ser como una protesta frente al modernismo.

Para hablar de post-modernidad necesariamente tenemos que hablar de modernismo. El siglo XX fue uno de los siglos más convulsionados de la historia. No sólo por todos los inventos y la ingeniería eléctrica, sino también por las dos Guerras Mundiales, La Guerra Fría, el terrorismo, las revoluciones socialistas, la caída del socialismo real… en fin. Una serie de acontecimientos que expresaron que los ideales del modernismo llegaron al fracaso. Tanto el capitalismo y socialismo, como expresión de un racionalismo político llevaron al mundo a una polarización tal que era difícil el diálogo. La caída del socialismo real fue la gota que derramó el vaso. Este último siglo había venido matando poco a poco las ilusiones de tantos pensadores, artistas, humanistas… El hombre había llegado a la luna pero se encontraba lejos del mismo hombre. Con la caída del muro de Berlín y, por ende, la caída del socialismo real, se vienen abajo tantas utopías y proyectos que se habían planteado en la época moderna. Ya no se podía ir más abajo.
Las últimas décadas del siglo XX son el escenario de lo que conocemos como post-modernismo. Más que ser una época después de otra, es una época que denuncia los errores de la anterior. En algunos momentos no es tan propositiva, pero sí muy crítica.
Se critican los grandes totalitarismos, las grandes construcciones absolutistas… el camino ahora será el de ir tomando en cuenta todo lo que antes estuvo marginado. Ahora las periferias sí importan. Se valoran mucho las minorías étnicas. Podríamos decir que entramos en una especie de relativismo filosófico en el que cuenta mucho conciencias individuales. El fracaso del modernismo es un hecho. Se buscarán los modos de encontrar una reivindicación de los antiguos valores rechazados por los modernistas. Algunos posmodernos son más bien antimodernos.

En todo caso, estamos inmersos en la época postmoderna, en donde ni las críticas posmodernistas a la modernidad, ni los apuros de los modernistas por ratificar sus posturas pueden quitar o corregir las crueles realidades que tenemos actualmente. Hoy por hoy, la cultura postmoderna es bastante indiferente en la política, por el cansancio de los viejos sistemas ideológicos. La injusticia social y la desigualdad en la distribución de la riqueza son un hecho, consecuencia de los abusos modernistas de algunos cuantos. Estamos en una época de relativismo moral dado el cansancio de las viejas posturas dogmáticas de las antiguas instituciones morales… La falta de certezas y absolutos nos llevará a un lugar que no sabemos…

Anuncios
Galería | Esta entrada fue publicada en Noticias y política y etiquetada , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s